Follow by Email

jueves, 16 de junio de 2011

De fresas y chocolate

Estás ahí,
eres mi sombra a cada minuto del día
en cada despertar
y más que nunca en cada anochecer.

Y es que sueño contigo
con verte,
con hablarte
y que seas una caricia al corazón.

Sabor amargo y
Sabor dulce a la vez
eres mi otra parte
y te reconocí por la luz que emana de tí.

Al final, lo sabio en los hombres
no es cometer errores
sino enmendarlos
... y eso es lo que haré.

No hay comentarios:

Publicar un comentario